FLORA

Dentro de Siete Iglesias se encuentra una inmensa variedad de árboles, plantas y flores que decoran sus paisajes. Este es el hábitat y alimento de cientos de especies animales, por esto su preservación es fundamental.

Entre estas se destacan:

Son plantas epífitas, es decir que se viven sobre otros elementos (árboles, peñas rocas). Pueden acumular mucha agua del ambiente y pueden ser el hábitat de anfibios e insectos acuáticos. Son excelentes reservorios de agua sobre todo en épocas de sequía.

Las orquídeas son plantas epífitas fascinantes. Se distinguen de otras plantas por la complejidad de sus flores y por sus interacciones ecológicas con los agentes polinizadores y con los hongos con los que forman micorrizas.

Son plantas nativas tropicales del continente americano, algunas amenazadas con desaparecer. Es fácil reconocerlas porque sus hojas tienen nervosidades muy pronunciadas. Siete Iglesias tiene la fortuna de albergar a varias especies pertenecientes a este género.

Son una verdadera trampa de niebla que tiene una alta capacidad para captar la humedad de las finas gotas de rocío. La forma de sus hojas les ayuda a evadir la intensidad de los rayos solares y resisten las heladas.

Son plantas que crecen pegaditas en forma de almohada o cojín. Acumulan gran cantidad de materia orgánica y humedad en su interior y de esta forma acumulan calor. Esto les proporciona una estructura muy resistente a la acción del viento y al frío.

Su origen data de hace 300 millones de años, por lo que se los considera fósiles vivientes. Muchas especies desarrollan una masa fibrosa de raíces en la base del tronco. Los helechos se distribuyen en todos los trópicos y existen más de 470 especies.

FAUNA

En Siete Iglesias habitan una gran cantidad de mamíferos, aves y anfibios, muchos de ellos son especies emblemáticas del Ecuador. Sobre todo los mamíferos requieren de grandes extensiones de territorio para poder trasladarse y encontrar su alimento.

Aquí encontramos:

También conocido como oso andino u oso achupallero, es una especie propia y única de los Andes. Gracias a sus grandes requerimientos de hábitat, se lo considera como una especie importante para proteger, pues su hábitat alberga una gran cantidad de otras especies importantes

Es una de las aves silvestres de más exótico plumaje del mundo. Su nombre se asocia con las rocas porque habita, construye nidos y cría a sus polluelos en peñas de gran profundidad.

Se trata de un animal primitivo que no ha modificado su aspecto físico desde hace millones de años. Su peculiar nariz le sirve para explorar el suelo sin tener que mover la cabeza. Son herbívoros grandes, más conocidos como los arquitectos del monte porque esparcen semillas.

Este mamífero se distribuye a lo largo de todo el continente americano. Es el segundo felino más grande en el continente americano y el quinto más grande del mundo. Su nombre fue tomado del quichua.

Ocupa el tercer puesto entre los felinos más grandes del mundo, después del tigre y el león. Son excelentes nadadores, por lo que siempre buscan instalarse en zonas cercanas al agua.

Se las reconoce por su belleza, plumaje colorido, cantos y bailes. Son aves gregarias y a veces hasta se las encuentra interactuando con aves de otras especies.
Se distribuyen solo en el continente Americano, con mayor diversidad a medida que se levanta la cordillera de los Andes en Sudamérica; alrededor de un 60% de las especies se encuentran en tierras andinas

 

 Valores de conservación

Los valores de conservación son un número limitado de especies, comunidades naturales o sistemas ecológicos que representan la biodiversidad de un área protegida y permiten identificar el estado de salud de ese territorio.

En el Área Ecológica de Conservación Municipal Siete Iglesias estos valores son:

Bosque nublado: El área protege una franja de bosques nublados ubicados sobre los 1.100 metros de altitud. En estos ecosistemas nacen varios ríos indispensables para la provisión de agua y es hogar de una increíble biodiversidad.

• Tapir (Tapirus pinchaque): El tapir de montaña es la especie más pequeña de las especies de tapires vivientes. Son importantes dispersores de semillas y un componente clave para mantener la estructura de los bosques montanos. 

Oso de anteojos (Tremarctos ornatus): Este animal está catalogado como especie vulnerable, según la lista roja de la UICN. Esto supone que durante los próximos 10 años sus poblaciones silvestres se reducirán hasta en 80% como consecuencia de la pérdida de hábitat. 

• Sistema hídrico: Siete Iglesias está localizada en el sistema hídrico del río Santiago, en la subcuenca hidrográfica del río Zamora, y en la subcuenca del río Paute, principales responsables de la provisión de agua a las ciudades y poblados que rodean el área.

Para conocer más